Conoce las 3 Rs en Inglés que te Ayudarán con tu Comprensión Lectora

Blog Article Thumbnail

La lectura es una actividad muy mental, especialmente cuando lees para aprender y no solo para divertirte. La gente lee por diferentes razones, pero principalmente para obtener nueva información y aprender. Para los estudiantes que están presionados por el tiempo, es importante aprender a leer de manera eficiente y comprender el material al mismo tiempo. Para lograr esto, conoce las 3 Rs que te ayudarán con la comprensión lectora.

Antes de entrar a las 3 Rs, comprende lo que significa revisar un material. Esta es una actividad previa a la lectura con muchos beneficios.

Revisar todo el material de lectura es un método breve pero planificado antes de comenzar a leer de verdad. El objetivo es obtener una descripción general o una idea general de lo que trata el libro o el material de lectura.

Cómo hacer una revisión

  1. Lee el título, conoce al autor, verifica la fecha y familiarízate con cualquier otra información de fondo, como el tema, el género o el enfoque; que necesites conocer en función de tu tarea o propósito de lectura.
  2. Lee la introducción o los primeros dos o tres párrafos. Los trabajos académicos suelen tener un resumen antes del cuerpo de la lectura, los cuales son muy útiles.
  3. Lee todos los títulos y subtítulos de los capítulos para tener una idea del flujo general del tema, pero no te detengas a leer el contenido.
  4. Dale un vistazo a los gráficos, ilustraciones, infografías, imágenes o cuadros si los hay.
  5. Lee el último párrafo para tener una idea de cómo terminará toda la lectura. (Si se trata de una película, mira el clímax; o si se trata de una canción, canta el coro primero para una mejor apreciación).
  6. Intenta descifrar el estilo del autor, cómo desarrolla sus ideas y organiza sus pensamientos.
  7. Por último, intenta escribir una descripción general de lo que crees que se trata el material de lectura en función de lo que has revisado. Puede que no lo hagas bien, pero hacer esto reactivará tu cerebro y te preparará para comenzar a leer de verdad.

Ahora, vayamos a las 3 Rs: Read, Recite, Review

Read – Leer:

Lee el ensayo, el texto o la tarea con atención y de principio a fin. Esto es lo que significa leer de verdad. Pon tu corazón y tu mente, no solo tus ojos. Mantén tu objetivo o propósito de lectura en mente mientras analizas las ideas principales y los detalles importantes. Toma notas y detente solo cuando te encuentres con las siguientes situaciones:

  1. Te encuentras con una idea importante del texto. Deja de leer, escribe un resumen de la idea o una rápida reflexión personal.
  2. Te encuentras con una palabra difícil en inglés. Escribe la palabra en tus notas, busca su definición en un diccionario o en tu computadora, y escríbela al lado de la palabra. Si tienes tiempo de sobra, utiliza la palabra en una oración y dísela a un amigo.
  3. Encuentras una idea intrigante. Escribe una pregunta basada en la idea que despertó tu interés. Con suerte, el material de lectura responderá a tu pregunta en los capítulos siguientes.

Hacer estas tres cosas mientras lees te convertirá en un lector crítico. Además, escribir pequeños resúmenes sobre cada idea principal hará que el material sea tuyo. Puedes personalizar el contenido e inyectarle tus ideas y opiniones únicas. Esto te ayudará a desarrollar una actitud de búsqueda de respuestas a problemas o a ideas ambiguas, sin mencionar que también puedes expandir tu vocabulario en inglés.

Si la tarea de lectura es un poco larga y compleja, lee por secciones, capítulos o ideas principales y resume lo que has leído antes de tomar un descanso. Detente para resumir, organizar tus notas y hacer otra revisión (pero esta vez volviendo a lo que ya leíste) antes de continuar con la lectura nuevamente.

Recite – Recitar:

Arriba dijimos que leyeras con los ojos, el corazón y la mente. Ahora, incluye tu boca. Recitar cuando se lee no es solo leer en voz alta. En su lugar, verbaliza las preguntas que has planteado en tu mente basándote en lo que has leído y luego respóndete tú mismo en voz alta. Haz esto al final de cada sección, capítulo, idea principal o cualquier punto de parada que hayas decidido. Después de leer todo o al final del material, anota tu reflexión general y recítala. Reflexiona, escribe y recita sobre quién, qué, cuándo, dónde, cómo y por qué de lo que acabas de leer.

Recitar o hablar en voz alta te permite escucharte a ti mismo. De esta manera, la información entra y sale de ti, y vuelve a entrar y a salir, impregnando todo tu ser. Si no lo has intentado antes, te sorprenderás de cómo la recitación puede ayudarte a retener una buena cantidad de lo que acabas de leer.

Review – Repasar:

Después de leer y recitar, repasa todo lo que has escrito, preguntado, respondido y reflexionado. No es necesario que revises o releas todo el material, solo tus propias reflexiones y los resúmenes que has anotado con tus propias palabras. Si te estás preparando para un examen importante, puede ser útil repasarlo con un amigo o compañero de clase. Pídele a tu amigo o amiga que te escuche mientras le explicas lo que aprendiste del material de lectura. Finjan que son profesor y estudiante. Y si estás repasando solo, haz algunas fichas que te ayuden a ponerte a prueba.

Conclusión

Estas son las 3 Rs que te ayudarán a leer y aprender. Para darle un poco más de sabor, puedes poner una Q después de ellas (Q por questions, preguntas). Pregúntate sobre lo que acabas de leer. Hazte preguntas que puedan ayudarte a crecer como persona. Hazte preguntas que puedan ayudarte a mejorar tu inglés. Hazte preguntas que puedan ayudarte a sobresalir en tu examen. Escribe estas preguntas y di las respuestas en voz alta, como si estuvieras respondiendo frente a un panel de jueces. Prueba las 3 Rs y una Q adicional, y mira cuánto puedes aprender del material de lectura.


author